sábado, 23 de agosto de 2014

Tarta al horno de queso y plátano.

Es súper fácil y rápida de preparar, lo que más tarda es el horneado y después enfriarla; está buenísima.

Ingredientes (para un molde desmontable de unos 20 - 24 cm de diámetro): - 3 huevos -4 plátanos -1 limón -400 gr de requesón -1 yogur natural ( de 125 gr) -170 gr de azúcar -50 gr de maizena -1 pizca de sal -mantequilla para el molde -mermelada de melocotón rebajada con un poco de agua.
Preparación:  Precalentar el horno a 180 º C. Pimtar el molde con mantequilla o forrarlo con papel para horno.
Separar las claras de las yemas, reservar las claras y poner las yemas en un bol. Pelar y triturar 2 plátanos y añadirlos al bol con las yemas; añadir también el zumo de medio limón, el requesón, el yogur, el azúcar y la maicena; batir todo hasta que quede una mezcla homogénea.
Batir las claras a punto de nieve con la pizca de sal y añadirlas en dos veces a la mezcla anterior con movimientos envolventes. Verterlo todo en el molde y hornear durante una hora (en mi caso, por mi horno; vosotros, a partir de los 40 minutos podéis ir pinchando y controlando la textura, que como la de la clásica tarta de queso al horno).
Dejar templar antes de desmoldarla, si no se romperá. Pasar la punta de un cuchillo por los bordes, y desmoldarla para dejarla enfriar por completo.
Pelar y cortar en rodajas los otros 2 plátanos y rociarlos con el zumo de la otra mitad del limón. Ponerlos decorativamente sobre la tarta y pintar con la mermelada.




viernes, 6 de junio de 2014

Cake de avellanas

Ingredientes: -150 gr de avellanas -125 gr de azúcar -4 huevos -3 cucharadas de algún licor apto, como ron, brandy, licor de avellanas, alguno un poco dulce -2 cucharadas rasas de maizena -1 sobre de levadura -sal -margarina para engrasar el molde -un poco de azúcar glasé para decorar y cobertura de chocolate (opcional).

Preparación: Triturar las avellanas hasta convertirlas en polvo, reservando una docena para adornar. Mezclar en un bol el azúcar y las yemas de los huevos. Añadir las avellanas trituradas, el licor, la Maizena, y la levadura. Batir las claras con una pizca de sal e incorporarlas poco a poco a la mezcla anterior con una espátula. Forrar un molde con papel de aluminio y untarlo con margarina o papel de horno. Seguidamente, verter en un molde de plum-cake la masa preparada y meterla durante 40 minutos en el horno, previamente calentado a 180º. Dejar enfriar, desmoldar y adornar con la cobertura de chocolate, el azúcar glasé y algunas avellanas reservadas.


miércoles, 28 de mayo de 2014

Torta de patatas a las finas hierbas.

No es una tortilla, no lleva huevo; es una forma distinta de hacer patatas para acompañar o para hacer una cena completando con  la cena o comida con una buena ensalada.
Espero que lo probéis porque está buenísimo.

Ingredientes (3 ó 4 personas): -1 kilo de patatas -40 gr de queso rallado (del tipo que os guste) -1 diente de ajo -algunas hojitas de albahaca y orégano frescos - 4 cucharadas de aceite de oliva -dos cucharadas de harina -sal y pimienta.

Preparación: Pelar, lavar y cortar las patatas en rodajas muy finas. Espolvorearlas con sal y ponerlas en un escurridor, tapadas, media hora para que suelten todo el agua.
En un bol o ensaladera mezclar las patatas ya escurridas con el queso rallado, el ajo machacado, la harina, las hierbas picadas y la pimienta.
Calentar el aceite ligeramente y verter la mezcla de las patatas en ella, asentar en la sartén, tapar y dejar a fuego lento durante 15 minutos.
Dar la vuelta a la torta y dejar otros 15 minutos más, hasta que esté hecha por los dos lados.
La torta quedará ligada, doradita por fuera pero tierna.

lunes, 26 de mayo de 2014

Quiche de hojaldre de espárragos verdes y maíz.

Sé que la auténtica quiche es con masa quebrada, pero en este caso tenía una lámina de hojaldre congelada desde hacía un tiempo y quería aprovecharla; la verdad que también está muy buena así.



Ingredientes: -Una lámina de hojaldre sin gluten -1 puerro -1 diente de ajo -6 espárragos verdes en conserva -3 mazorquitas de maíz en conserva -2 huevos -100 ml de nata líquida -25 gr de queso rallado para gratinar -aceite de oliva -pimienta -nuez moscada.

Preparación: Precalentamos el horno a 180 ºC.
Una vez descongelada la masa  se coloca extendida con el propio papel en el que viene envuelta (si no, ponemos papel sulfurizado) sobre un molde ( el mío es redondo, el típico de tarta baja). Mi lámina de hojaldre era cuadrada, y aunque el molde era redondo, la acomodé sin darle forma redonda, así queda un poquito más "artesana". Y se pincha por toda la superficie con un tenedor.
Se limpia el puerro y se pica y se sofríe en un poco de aceite de oliva, cuando casi esté se añade el ajo picadito y se termina de hacer el sofrito; se extiende sobre el hojaldre.
Se escurren los espárragos y se trocean (yo corté cada uno en 3 trozos pero, si preferís se pueden dejar enteros) y se van colocando sobre el sofrito.
Se lavan las mazorquitas y se escurren para quitarles el exceso de vinagre y sal y se parten a la mitad longitudinalmente. y se colocan al gusto sobre el sofrito junto con los espárragos.
Encima se espolvorea el queso, que también se puede usar queso rulo de cabra, queda muy bien si os gusta.
Se bate la nata con los huevos, pimienta y nuez moscada y se vierte sobre la tarta.
No le echo sal porque los espárragos, las mazorquitas y el queso, para mi gusto personal son lo suficientemente salados.
Se hornea 35 minutos y ¡a disfrutarla!
Si la acompañáis con una ensalada verde os hace una buena cena.



viernes, 23 de mayo de 2014

Garbanzos salteados

Una forma comer legumbres sin demasiada grasa y con sabor.
Yo cuezo los garbanzos en casa, si no tenéis tiempo para el remojo ni para la cocción, podéis usarlos ya cocidos en conserva; animaos a hacer este plato.

Ingredientes (3 personas): -300 gr de garbanzos -1 hoja de laurel -1 cebolla -4 tomates en rama pequeños -2 dientes de ajo -3 huevos -3 cucharadas de aceite de oliva -sal -pimienta -comino en polvo.

Preparación: Se dejan los garbanzos en remojo de agua fría la noche anterior.
Se pone al fuego agua a hervir, cuando esté en ebullición se añaden los garbanzos escurridos y el laurel. Se cuecen tapados dos horas. Cuando casi estén se sazonan.
Se cuecen los huevos en agua con sal durante 11 minutos. Se refrescan y se pelan.
Se pican los tomates, si se pelan quedan mejor  al cocinarse, pero depende del gusto de cada uno, también pueden rallarse para que quede una textura como de guiso.
Se pela la cebolla y se pica, se rehoga en una cazuela con aceite, después se añade el ajo picado y después los tomates. Se salpimenta, se añade el comino al gusto y se deja sofreír un par de minutos.
Se escurren los garbanzos y se incorporan al sofrito, se saltean un par de minutos y se sirve con los huevos en rodajas o en cuartos.



miércoles, 21 de mayo de 2014

Salsa para pasta,sencilla, natural, ligera y cremosa.


Una pasta muy natural y con un sabor muy fresco.
La hago con queso fresco batido, que se puede sustituir por yogur natural cremoso, puede ser 0 % materia grasa.
El sofrito lo podéis hacer con ajo y cebolla, pimiento...que le da mucho más sabor, pero como en el momento necesitaba hacer algo rápido y sencillo lo hice sin ello.

Ingredientes (2 personas): -4 cucharadas de aceite de oliva -1/2 kilo de tomates rallados, muy picados o triturados -Unas hojas de albahaca, orégano y romero, todo picado (si son frescas mejor) -125 g de queso fresco batido cremoso -Queso parmesano rallado, sal y pimienta.

Preparación: Ponemos el aceite en una sartén y vamos cociendo el tomate a fuego lento con sal y pimienta  y las hierbas aromáticas. Vamos removiendo, y si se seca añadimos agua de poquito en poquito. Tardará en estar listo unos 15 minutos.
Ya fuera del fuego se mezcla el tomate con el queso  fresco batido para que quede una salsa cremosa.
Se sirve caliente con la pasta cocida al gusto y un poco de parmesano rallado.

miércoles, 14 de mayo de 2014

Bizcocho de zanahoria










Lo hice mientras se terminaba de hacer la comida, para que se fuera enfriando y tenerlo listo para la merienda... 

... a la hora de la merienda no quedaba, yo creo que no dio tiempo a que se enfriase del todo...
Deciros que me quedó súper esponjoso y jugosito.

Ingredientes: -1 zanahoria grande rallada (algo más de 100 gr) -140 gr de preparado panificable sin gluten Beiker -200 gr de azúcar -2 huevos -media cucharada de levadura sin gluten -1 pizca de sal -1 cucharada de azúcar avainillado -150 ml de aceite de oliva suave -50 gr de pasas sin pepitas.

Preparación: Precalentar el horno a 180 º C. Engrasar el molde (el mío es desmontable, de 22 cm de diámetro) con un poco de margarina y espolvorear con un poco de preparado panificable y meter en el congelador mientras se prepara la mezcla.
Lo del congelador es para que el bizcocho quede planito por la superficie al cocinarlo, para evitar la típica forma de montañita que sale a veces... en fin, que es una pijadita, pero bueno, es interesante si queréis cubrir los bizcochos con alguna crema y no tener que estar nivelándolo con un cuchillo.
Mezclar la harina, la levadura, la sal y la vainilla, y tamizarlo.
Batir con varillas los huevos con el azúcar hasta que estén espumosos y doblen su volumen. Añadir el aceite, mezclar.
Añadir la mezcla de harina, levadura, sal y vainilla poco a poco mientras se va mezclando bien la masa.
Agregar la zanahoria rallada y las pasas e integrarlas en la mezcla.
Verter la masa en el molde y hornear durante 45 minutos.
Esperar a que se enfríe para desmoldarlo y decorar con azúcar glass espolvoreado.

Sugerencia: Para que las pasas no se vayan al fondo es bueno remojarlas en un poco de leche o algún licor, y una vez escurridas enharinarlas ligeramente antes de integrarlas en la masa.